miércoles, 19 de junio de 2013

La luna

La luna es una buena energía para equilibrar el campo emocional y liberar todas aquellas emociones que se encuentran encapsuladas en nuestro corazón. La luna sostiene el ritmo, el ciclo evolutivo. Ella es quién ILUMINA desde el cuarto en que se encuentre, ella es quién ENTONA y regulariza, quién aquieta y agiliza, quién posa las aguas y las agita; quién, en definitiva, nivela. Otorga calma, ofrece quietud en medio de turbulencias Tal cual a esa luna es la fuerza que ejerce Muluc sobre nuestras emociones … Las emociones no son un punto débil, a ocultar o a huir, sino la puerta de evolución en el ser humano. Atrevámonos a mirar dentro de nosotros, lo que sentimos, lo que dice nuestro cuerpo; liberemos la energía estancada, bloqueos y traumas. Y después de este trabajo escuchemos al cuerpo y nuestra energía vital. Quizá se sienta con más armonía y equilibro; quizá se hayan colocado y asimilado muchas cosas; quizá haya menos peso y más ligereza. Lloremos y riamos en este día si así lo sentimos. Y también demos gracias a todo nuestro entorno, perdonando a los que han tocado nuestras heridas. Es un día para vivir, para sentir, para sonreir...

No hay comentarios:

Publicar un comentario